Trump arroja dudas sobre los números oficiales de China sobre el COVID-19

Trump arroja dudas sobre los números oficiales de China sobre el COVID-19

El Presidente Donald Trump puso en duda los números oficiales de China en relación con el número total de casos y muertes a causa del COVID-19 en el país, durante una sesión informativa del grupo de trabajo sobre coronavirus del 1 de Abril.

Se le preguntó a Trump si había recibido un informe de inteligencia que concluía que Beijing había ocultado el verdadero alcance del brote, según lo informado por Bloomberg, en el que se citaron tres funcionarios anónimos de Estados Unidos.

“No hemos recibido eso”, respondió Trump, refiriéndose al informe clasificado. “Pero sus números parecen ser un poco ligeros. Y estoy siendo amable cuando digo eso, en relación con lo que presenciamos y lo que se informó”.

También se le preguntó si había abordado los números en su reciente conversación con el líder chino Xi Jinping. El Presidente dijo que está en comunicación constante con Xi, pero que realmente no han hablado sobre los números.

“En cuanto a si sus números son exactos o no, no soy un contador de China”, agregó Trump.

Los documentos internos del gobierno obtenidos por The Epoch Times han resaltado cómo el régimen chino no reportó a propósito los casos del Covid-19 y censuró las conversaciones sobre el brote, ayudando a alimentar la propagación de la enfermedad.

En la misma sesión informativa, el asesor de seguridad nacional Robert O’Brien también dijo a los periodistas que no se pueden verificar datos oficiales procedentes de China.

“Desafortunadamente, simplemente no estamos en condiciones de confirmar ninguno de los números que están saliendo de China”, dijo. “No hay forma de confirmar ninguno de esos números”.

A medida que pasa el tiempo, los funcionarios americanos, incluido Trump, se han expresado cada vez más abiertamente sobre el mal manejo del Covid-19 por parte de China. Estados Unidos también ha sido blanco de una campaña de propaganda cada vez más agresiva por parte de Beijing.

Aunque las narrativas impulsadas por el PCCh pueden cambiar rápidamente, los objetivos son los mismos: desviar la responsabilidad sobre su manejo fallido del Covid-19 y retratar una imagen de que ha contenido con éxito el brote.

En una sesión informativa del 17 de Marzo, Trump dijo: “China estaba divulgando información que era falsa, que nuestro ejército los había contagiado de este [virus]. Esto era falso, y en lugar de tener una conversación, tengo que llamarlo de dónde vino. Sí vino de China”.

La Dra. Deborah Birx, coordinadora de respuesta de la Fuerza de Tarea de Coronavirus de la Casa Blanca, sugirió en una sesión informativa del 31 de Marzo que la respuesta de los Estados Unidos se ralentizó debido a datos defectuosos de China.

“Cuando mirabas los datos de China originalmente (…) comenzabas a pensar en esto más como el SARS [síndrome respiratorio agudo severo] que en una pandemia global” , dijo.

“La comunidad médica interpretó los datos chinos como, algo serio, pero más pequeño de lo que nadie esperaba”, dijo Birx. “Porque, probablemente (…) nos está faltando una cantidad significativa de datos”.

Mientras tanto, en Europa, los asesores científicos advirtieron al primer ministro del Reino Unido que las estadísticas oficiales de China sobre el Covid-19 podrían ser “minimizadas por un factor de 15 a 40 veces” y que Downing Street cree que Beijing está tratando de explotar la pandemia para obtener beneficios económicos, reportado por The Mail el 28 de Marzo.

Una fuente de China dijo a The Epoch Times en Enero que las autoridades de salud pública intentaban encubrir la gravedad del virus limitando la cantidad de kits de diagnóstico enviados a los hospitales de Wuhan.

The Epoch Times también ha documentado historias de algunos ciudadanos chinos, incluidos médicos denunciantes, periodistas ciudadanos, académicos y empresarios, que han sido silenciados por el régimen por exponer la verdad.

Y en un hilo de Twitter del 2 de Abril sobre China, John Bolton, exasistente del Presidente para Asuntos de Seguridad Nacional, escribió que “las falsedades de China y la ocultación de datos sobre el coronavirus son peligrosos para Estados Unidos y para el mundo entero”.

“Un número incalculable de personas ha muerto innecesariamente debido a la conducta autoritaria del régimen de Beijing”, dijo Bolton en una publicación de Twitter. “La economía global ha sufrido un retroceso catastrófico que podría haberse mitigado sustancialmente si China hubiera sido honesta”.

Descubra

Covid-19: el nombre adecuado para el virus que está causando la pandemia


ACLARACIÓN IMPORTANTE: ReporteroCubano.Net no necesariamente comparte las opiniones políticas que se expresan en los artículos tomados de otros medios de información. | Visite la fuente para más información

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *